martes, 9 de septiembre de 2014

La lista de Winton


Sir Nicholas Winton salvó a 669 niños judíos de una muerte segura a manos de los nazis justo antes del inicio de la Segunda Guerra Mundial en 1939. Hijo de inmigrantes alemanes de origen judío, en 1931 entró a trabajar como agente de bolsa en Londres. En diciembre de 1938 tenía previsto pasar unos días de vacaciones esquiando en Suiza cuando recibió una llamada telefónica de su amigo Martin Blake en la que éste le pidió que cancelara todos los planes que tuviera para esos días y se dirigiera a Praga. Al llegar allí, junto con su amigo Blake comenzó a trabajar en los campos de refugiados de la zona, donde miles de niños de origen hebreo, malvivían en condiciones infrahumanas.

Dada la magnitud del problema, Winton montó una oficina improvisada en la habitación del hotel en el que se hospedaba y comenzó a elaborar un plan para sacar a los niños del país. Las familias acudían a él para incluir a sus hijos en la lista.  

Winton consiguió la financiación necesaria para pagar los gastos de los viajes en tren y encontró familias que se hicieron cargo de los niños.

En este emocionante vídeo podéis ver un homenaje que se le realizó en un programa de televisión. Winton no sabía que estaba rodeado de muchos de los niños a los que el salvó:




Fuente: Wikipedia y La voz del muro.

5 comentarios:

Mori dijo...

Impresionante. Y la reacción del hombre me encanta, secándose las lágrimas.

José Ramón dijo...

eligelavida interesante articulo Saludos

martina dijo...

Che bello, emozionante!
Un abbraccio

xtobefree dijo...

Buenos días Eligelavida. ¡Qué bello poder salvar santos inocentes! Hermoso ejemplo para recordar la importancia de los valores y la heróica labor que necesita el auxilio de Dios que fortalece nuestra audacia y valor.Un abrazo.

CHARO dijo...

Un vídeo tremendamente emotivo mi admiración y respeto por este gran hombre tan lleno de humanidad.Besicos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).