jueves, 24 de abril de 2014

Las llamadas del papa y los chismes de barrio


Un periodista escribe en un medio que un hombre contó en su página de Facebook que un día respondió al teléfono y que el que llamaba era el Papa, que pidió por su mujer y que cuando ésta se puso, le dijo algo así como: "he recibido tu carta, haces muy bien en estar casada por lo civil con un divorciado, los divorciados pueden tomar la comunión y tú también aunque vivas amancebada con uno, y aunque esto va en contra de la doctrina de la Iglesia, no importa que para eso yo soy el Papa, ¡ea!"

Y los periódicos ¡hala arreando!, grandes titulares: "El Papa afirma que los divorciados pueden comulgar". Y de paso, los que conviven como matrimonio sin serlo también, porque dice Julio Sabetta que le ha dicho Jacqueline Lisboa que se lo ha dicho Francisco. Y se acabó. ¿Lo que dice Jesús en el evangelio…? Peccata minuta. Aquí lo importante es lo que dice Julio que le dijo su mujer que le había dicho el Papa. ¡Pues faltaría más!

Lombardi ha declarado que estas noticias "no tienen confirmación alguna de fiabilidad y son fuente de malentendidos y confusión" (¡y que lo digas!), por lo que "hay que evitar deducir de esta circunstancia consecuencias relativas a la enseñanza de la Iglesia".  ¿Pero hacía falta que el portavoz de la Santa Sede dijera esto? Pues sí, porque para muchos lo que aparece en los periódicos va a misa. 

A estas alturas debo ser la única a la que el Papa no ha llamado. En fin, a la espera estoy. 

2 comentarios:

Marta dijo...

jajajjja!! me encanta leerte :D

CHARO dijo...

PUES ME PONGO YO TAMBIÉN A LA COLA Y PIDO LA VEZ PARA ESPERAR ESA LLAMADA DEL PONTÍFICE.....VOY DETRÁS TUYO. BESICOS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).