martes, 31 de diciembre de 2013

2013: el año en el que el Papa renunció

 
Uno de los acontecimientos más importantes del año que termina ha sido, sin duda, la renuncia del Papa Benedicto XVI. Ante este momento histórico, muchos reaccionaron con falta de fe y juicios temerarios afirmando que Ratzinger sufría una crisis espiritual y que, al contrario de lo que había hecho Juan Pablo II, se 'bajaba' de la cruz. Lo cierto es que el Papa que luchó contra el relativismo no abandonó la cruz, sino que decidió, en sus propias palabras, permanecer de un modo nuevo ante el Señor Crucificado.
En su renuncia, Benedicto XVI explico:  En estos últimos meses, he sentido que mis fuerzas han disminuido, y he pedido a Dios con insistencia en la oración que me iluminase con su luz para que me hiciera tomar la decisión más justa no para mi bien, sino para el bien de la Iglesia.

Una circunstancia insólita, sí, pero perfectamente prevista por la Iglesia, a la que Dios guía y sostiene en todo momento. Benedicto XVI no abandonó a la Iglesia. Dios lo llamó a 'subir al monte' y servirla de un modo distinto, dedicándose aún más a la oración y a la meditación.

Con Ratzinger descubrimos que el sabio teólogo era un pastor amable y bondadoso que vivía de la oración y, por supuesto, de la fe. Él nos enseñó algo que no debemos olvidar: tanto si nos parece que Dios bendice a su Iglesia con días de sol y de brisa suave, como si las aguas se agitan y el viento es contrario, no olvidemos que el Señor está en la barca, y que la barca no es nuestra, es suya. Y Él no dejará que se hunda: Que en nuestro corazón, en el corazón de cada uno de vosotros, esté siempre la gozosa certeza de que el Señor está a nuestro lado, no nos abandona, está cerca de nosotros y nos cubre con su amor.

7 comentarios:

silencio dijo...

Demos gracias a Dios por su entrega y su vida dada al servicio del Señor, y por darnos el regalo del nuevo PAPA Francisco, que Dios le bendiga siempre y su ejemplo sea vida para nosotros, gracias por este compartir, un fuerte abrazo y FELIZ Y SANTO AÑO NUEVO.

eligelavida dijo...

¡Gracias! ¡Feliz 2014!!

AMBAR dijo...

Muy profundas tus letras, la vida es un regalo del cielo.
FELIZ AÑO
En el 2014 quiero…
Saber amar, ser amada
Que el amor, firme y sincero
No deje de florecer
Digo adiós a este viejo año
Y al nuevo doy, la bienvenida
Con la serena oración,
Que se escapa desde el alma
Y el amor del corazón
Desde estas tierras lejanas
Sueños, suspiros y anhelos
Os envío en arco iris
Y un beso de suave brisa
Que os dure el año entero
Ambar

eligelavida dijo...

Igualmente Ambar. Gracias por tus buenos deseos para todos. Un abrazo y feliz 2014!!!

martina dijo...

ELIGELAVIDA, continuiamo in questo anno nuovo a pregare ed essere in comunione con Pietro. Cari ed affettuosi auguri anche a te, che l'anno nuovo ti porti ogni benedizione ed esaudisca i desideri del tuo cuore. Sempre con Gesù e Maria! Un abbraccio

Rosa dijo...

"...el Señor está en la barca, y que la barca no es nuestra, es suya. Y Él no dejará que se hunda..."

Gracias por recordarlo.

¡Feliz Año!

Teresa dijo...

Siempre tuve un cariño muy especial por el papa Benedicto y para mi fue un momento impactante; como el dice, Dios es quien lleva la barca y nosotros debemos confiar siempre.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).