viernes, 1 de febrero de 2013

Querido Presidente Obama


Querido Presidente Obama
Mi nombre es Alexander. Tengo 7 años.

Por favor, cambia la ley que mata bebés cuando todavía están en la barriga de sus mamás.Estos bebés están vivos y ninguno eligió morir.
Por favor haz una nueva ley que proteja a los bebés.

Martin Luther King Jr. tenía un sueño y cambió América, y yo también tengo el sueño de que las mamás cuiden bien a sus bebés cuando están en la barriguita y los lleven a los orfanatos para que otras mamás puedan adoptarlos y sean felices.
Yo también seré presidente cuando sea mayor.

Tu amigo
Alexander G.

Marina, la madre de Alexander, envió esta carta a NRL News Today, diciendo: Imagino la cantidad de correspondencia que recibirán Vds. a diario (…). Les pido que lean la carta adjunta. Mi hijo solo tiene siete años y su voz no es todavía fuerte, pero tiene un sueño, una creencia y un corazón para ser parte de la nueva generación de hombres y mujeres fuertes que defiendan el derecho de todos – nacidos y no nacidos – a vivir.

6 comentarios:

Militos dijo...

Ya tenía noticia de esta carte, es un ejemplo para todos, ya podía mover el corazón ennegrecido , no lo digo por el color de Obama, sino el de todos los gobiernos abortistas.
Gracias Elige, un beso.

Rafael dijo...

Alexander, si no cambias (a peor), vente para España que en cuanto te presentes a presidente yo te votaré.

Y tú tranquilo, que el listón no te lo han puesto precisamente alto. Con que seas honrado contigo mismo y con los demás, brillarás con luz propia.

xtobefree dijo...

Buenos días Eligelavida. Emotiva carta, pero no creo que Hussein la lea y mueva su corazón. Lo del morian y la justicia me ha encendido esta mañana, ¡No hay Justicia en España! Un fuerte abrazo.

'Mrswells' dijo...

Alexander for president!!

Bate dijo...

Yo tengo meridianamente claro lo que hará con esa carta Baritak..

Alfonso dijo...

¡Sí señor!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).