jueves, 6 de septiembre de 2012

Otra vez el preservativo: ¿Por qué mienten?


 
El gobierno mejicano, siguiendo la pauta de tantos otros países, ha lanzado una campaña a favor del preservativo en la que miente con la más absoluta desvergüenza afirmando que el condón es fiable en el 99% de los casos.
Hoy en día los especialistas, médicos y fabricantes, están de acuerdo en que la efectividad del preservativo frente a embarazos no deseados es, como mucho, de un 85%, mientras que la protección frente al SIDA o a enfermedades de transmisión sexual es aún menor. La Organización Mundial de la Salud (OMS), que no es precisamente sospechosa de promocionar valores cristianos, reconoce que la efectividad del condón como barrera contra el SIDA es apenas de un 80%.

La campaña del gobierno mejicano dice textualmente: “Cuando te proteges (se entiende que usando preservativo), tienes el 99% de probabilidad de seguir disfrutando de tu vida y no cambiar pañales”. ¡Qué extraño! Hace años la Clínica Dator (abortorio famoso en Madrid), reconocía que la mitad de las jóvenes que abortan afirman que se han quedado embarazadas usando preservativo. Sin embargo, el papanatismo de los que quieren imponer su Nuevo Orden Mundial  se contagia por doquier y los jóvenes conviven con lo que les ordena la tiranía de la publicidad.
Países como Estados Unidos han gastado millones de dólares en campañas similares que promocionan preservativos y favorecen la promiscuidad. Todo lo que han conseguido es que las enfermedades de transmisión sexual y los embarazos no deseados aumenten de forma alarmante.

¿Por qué se miente a los jóvenes favoreciendo la promiscuidad? Sería más fácil decir la verdad y lograr un descenso de las ETS, pero gobiernos como el mejicano jamás lo harán porque sería promocionar valores considerados cristianos, que son precisamente los que quieren destruir con campañas como estas.

6 comentarios:

Inés María dijo...

Las políticas mexicanas son un espanto en cuanto a estos temass. He estado al tanto, en base a una camapaña hecha por un grupo Católicas por el Derecho a Decidir, que me han dejado de piedra.

Si puedes busca en Youtube: Catolicadas y ya me contarás. En ella hablan de los documentos de Vaticano II, sobre todo del doc Gozo y Esperanza, manipulando como quieren.

En otro video sobre la mentira del aborto en Estados Unidos (Blood Money), las mismas entidades que promueven los anticonceptivos lo hacen con una dosis menor para que no tengan eficacia y asi la niña aborte.

Es un horror!!!!

Pero debemos tener esperana y seguir eligiendo la vida ante todo.

Gracias!!!

Ricardo dijo...

Luego se extrañan de que cada vez haya más sida a apesar de que la gente está informada de la vías de contacto; ¿que oscuros intereses hay detras de estas mentiras?

belleza dijo...

Gracias, por su compartir tiene usted razón,gracias.

Rafael dijo...

Yo disfruto cambiando pañales.

CHARO dijo...

¿Por que no se hace una campaña advirtiendo todos los riesgos de una sexualidad prematura en vez de promover la promiscuidad?....pues porque no interesa ya que detrás de esas campañas publicitarias promocionando el preservativo hay muchos intereses económicos y tristemente el dinero es lo que mueve nuestro ignorante mundo.Besotes

AleMamá dijo...

Todo esto es terrible y hediondo a azufre. Lo que más me cabrea es lo de elegir entre la promiscuidad y cambiar pañales, cuando lo que en definitiva pasa es que abortan por su vida sin raíces.
Besos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).