martes, 29 de mayo de 2012

Hombre y mujer: ser y existir con una especial reciprocidad


La ideología de género en la que vivimos inmersos pretende imponer la idea de la diferencia sexual no es algo natural y propio del ser humano, sino algo accidental, producto de la cultura que está en constante evolución. Se hace creer a los jóvenes que el sexo es un derecho que nada tiene que ver con la naturaleza, sino que se elige según el gusto de cada cual. Una ideología que defiende que ser hombre o mujer no es algo determinado por el sexo, sino por la cultura, y que afirma que la tendencia sexual es una opción. Ante esto, la Teología del cuerpo apela a la unidad de toda la persona como ser único, distinto de todos los demás, y a la dualidad: Dios crea al hombre como varón y mujer.
Así lo expresa Juan Pablo II:

La unidad de los dos seres creados significa sobre todo la identidad de la naturaleza humana; la dualidad, en cambio, manifiesta lo que, en base a esta identidad, representa la masculinidad y la femineidad del ser creado.

La soledad es el camino que lleva a la unidad (…) La comunión de las personas podía formarse sólo en base a la "doble soledad" del hombre y de la mujer que, al distinguirse de los demás seres vivientes, les daba la posibilidad de ser y existir con una especial reciprocidad.
El ser humano es, pues, "imagen y semejanza" de Dios, no sólo por medio de su humanidad, sino también por la comunión de personas. No sólo por la soledad, sino también por la comunión.

5 comentarios:

CHARO dijo...

Me ha gustado tu escrito y estoy totalmente de acuerdo con él.Besotes

Salvador dijo...

Es evidente, hay notables y grandes diferencias. Están a la vista. Negarlas es negarse y no aceptar que somos seres complementarios, creados para amar y procrear.

Sería imposible que la especie humana se procreara y se extendiese. Ya hubiese desaparecido sin el concurso del varón y hembra, no por el hecho de dar, la mujer, la vida, sino por la dependencia tan larga que tiene el nuevo ser humano de sus padres.

La nueva vida para su completo desarrollo e independencia necesita unos cuidados durante mucho tiempo. Se hace necesaria un hombre y una mujer.

Esto deja también muchas lagunas en el proceso evolutivo. El desarrollo del hombre y la mujer tuvo que ser muy rápido a fin de estar preparados para poder, responsablemente, garantizar la supervivencia de su prole.

Se presiente la necesidad de una intervención divina. No se explica con la evolución. Falta tiempo para poder superar la susistencia.

No ocurre igual en los animales. Salen ya preparados para susistir.

Si no fue así, ¿cómo poblar la tierra?

¿Por qué? Porque cada uno tiene unas características propias, tanto corporales como psíquicas. Salta a la vista. Negarlo no tiene sentido.

'Mrswells' dijo...

Si solo fuera eso Elige..

Yo creo que l creencia que dices es una consecuencia de un proceso mucho mas largo y mas difícil de revertir, que es la animalización de la humanidad, el haber comenzado con educar a la gente a que no tiene que usar mas que sus instintos y no contenerse en nada en su desarrollo, solo buscar satisfaccion inmediata. Llega un momento en que si lo natural deja de funcionar para producir esa satisfaccion inmediata, pues hay que buscar otras cosas, probar..lo importante es la satisfaccion.

Juan Pablo II tuvo que lidiar con este tema pero ahora, Benedicto, a su edad, tiene que ir más al grano, porque la mayoría de las cabezas ya no le entenderían, y para usar ejemplos y situaciones que la gente entienda en su vida real, hablar de ciertas cosas, que..En fin, pobre papa, a su edad y tener que hablar de condines de prostitutos , etc..Bajar a la experiencia de muchos para buscar el primer indicio de una conducta 'moral' en esas circunstancias (que un hombre con sida use un condón para no contagiar a otro)
En fin, perdon por lo explicito del comentario, pero creo que desde Juan Pablo II hemos descendido tanto, que hasta el Papa tiene que hablar de estas cosas como 'lo normal'.
Todo sea para que se vuelva a educar en lo natural y lo bueno.

Belen dijo...

Así es,elige.

Un cariñoso saludo

gosspi dijo...

Ay si no fuera por la Comunion!...que seria de mi pobre soledad....
estupendo tu comentario Elige..gracias a esta reciprocidad se descubren tantas cosas en uno mismo...cuanta bendicion recibimos....todo aparece en el momento justo para dar gracias a Dios.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).