lunes, 28 de febrero de 2011

«Dadles vosotros de comer»


«Dadles vosotros de comer» (Mt 14, 16)

El hambre es un drama enorme que aflige a la humanidad: se hace aún más urgente tomar conciencia de ello y ofrecer un apoyo convencido y generoso a las diversas Organizaciones y Movimientos, surgidos para aliviar los sufrimientos de quien corre el riesgo de morir por falta de alimento, privilegiando a cuantos no son atendidos por programas gubernativos o internacionales. Es necesario sostener la lucha contra el hambre tanto en los Países menos avanzados como en las Naciones altamente industrializadas, donde va aumentando desgraciadamente la diferencia que separa a los ricos de los pobres.

La tierra está dotada de los recursos necesarios para dar de comer a toda la humanidad. Hay que saberlos usar con inteligencia, respetando el ambiente y los ritmos de la naturaleza, garantizando la equidad y la justicia en los intercambios comerciales y una distribución de las riquezas que tenga en cuenta el deber de la solidaridad. Alguno podría objetar que esta es una grande e irrealizable utopía. Sin embargo, la enseñanza y la acción social de la Iglesia demuestran lo contrario: allí donde los hombres se convierten al Evangelio, tal proyecto de participación y solidaridad se hace una extraordinaria realidad.

Son palabras del Papa Juan Pablo II en el Mensaje de la Cuaresma de 1996.

4 comentarios:

Teresa dijo...

¡Qué hermosas palabras de Juan Pablo II lamando como siempre a la caridad!
Un abrazo.

NIP dijo...

Cada uno en occidente emprendamos una vida austera y ya verás cómo en poco tiempo comen y engordan los más necesitados.SAIN.Un saludo.

Angelo dijo...

Y cuanta demagogia con este drama. Juan Pablo II toca con el dedo en la llaga. No es una utopia que el hambre se puede erradicar.
Un abrazo

CHARO dijo...

QUE DURA TIENE QUE SER LA VIDA CUANDO NO SE TIENE NI PARA COMER......¿QUÉ PENSARÁN ESTAS PERSONAS DE NOSOTROS QUE TENEMOS DE TODO?...... DEBERÍAMOS HACER DE ESTE MUNDO UN LUGAR DONDE TODOS PUDIÉRAMOS VIVIR CON DIGNIDAD Y ESTO CONLLEVA TENER LO NECESARIO E INDISPENSABLE

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).