domingo, 13 de junio de 2010

«Esa mujer era mi madre... y ese niño era yo»


En dos minutos y medio, el cantante italiano Andrea Bocelli relata cómo su madre vivió un dramático episodio cuando, siendo una joven embarazada, los médicos le propusieron abortar arguyendo que el niño nacería con una grave discapacidad. «Esa mujer era mi madre... y ese niño era yo».


6 comentarios:

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Quizás muchas madres no abortarías si los médicos no insistieran tanto, hasta darles tal inseguridad, que al final acceden. Lo afirmo por experiencia no por conjeturas.
Con ternura.
Sor.cecilia

dadaista dijo...

Hola elige:

Tengo una duda...y es ¿Qué pasa si se sustituye este testimonio por el de otra persona que diga que cuando su padres estaban pensando en acudir a la fecundación asistida les intentaron convencer que aquello no era adecuado?

Un cordial saludo.

PD. ¿lo conoces?

http://lacomunidad.cadenaser.com/sialavida/posts

Guerrera de la LUZ dijo...

Oh, lo acabo de ver en Orvalle, es impresionante, no conocía esta historia Elige, y yo soy fan de Bocelli desde hace un montón de años, ya ves que gracia que por una tontería de apendicitis nos hubiésemos quedado sin él.

Todos los que apoyan el aborto se van a cortar las venas cuando vean a que ejemplares de la humanidad se han cargado.

Muchos besos, preciosa! Gracias.

Guerrera de la LUZ dijo...

Un gran aplauso por tus tres últimos posts, que los acabo de leer.

Respecto a lo de la fecundación in vitro, nunca olvidaré a una chica que ya tenía un niño producto de esta técnica, y me contaba que hacía un tiempo, al ir a por otro de sus embriones que dejó congelados, sintió una desolación espantosa, porque estaban muertos.

Creo que según hablábamos de esto ella misma se dió cuenta de la barbarie que había hecho sin ser consciente hasta ese momento, porque se le transfiguró la mirada de repente.

Hay también tanta ignorancia en este sentido... y todo pasa porque las personas entendamos que los hijos son un don, un regalo que Dios nos lo da si entra dentro de sus planes, no de los nuestros, que la vida humana no se manipula.

maria jesus dijo...

Lo que se hubiera perdido el mundo

Oceanida dijo...

Impresionante. Ya te lo he copiado hermana, no me resisto a tus post.

Besos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).